¡REGÍSTRATE!
ó COMENTA

 
May 28 2009

Southland Tales

por Plissken.

El milenarismo va a llegar

8.0

Southland Tales

Pocas veces una película que había generado tantas expectativas se llevó un batacazo comercial tan grande como lo hizo Southland Tales. Y seguramente pocas veces una película lo mereció menos. Hay que admitir que una cinta que habla de política, religión, viajes en el tiempo, trastornos de personalidad, realidades paralelas, opresión policial, la tercera guerra mundial, la lucha por encontrar fuentes de energía alternativas y sobre todo, del fin del mundo, no es algo fácil de digerir. No al menos en las poco más de dos horas que dura. Es cierto que estamos ante algo no apto para todos los públicos, algo que sin duda no se había visto antes. De hecho, en el mercado español, no se ha visto aún.

Realmente se hace complejo esbozar siquiera una sinopsis. Se trata de una historia coral con muchos, muchos personajes. Y la línea argumental no está muy definida. Sentarse a ver Southland Tales requiere mente abierta y ganas de darle vueltas a la cabeza. No se trata de una historia que parte de A para llegar a B. Pero esto no es algo necesariamente negativo, especialmente en un momento en el que la industria cinematográfica parece haber dicho todo lo que tenía que decir y de todas las maneras posibles. Y además, qué menos íbamos a esperar de un individuo al que encargaron el guión de la adaptación al cine de un libro juvenil y lo convirtió en una deprimente y opresiva historia post-nuclear (no, no se trata de esta). Por supuesto fue despedido. Tras eso hizo Donnie Darko.

Al empezar nos encontramos en Texas un 4 de julio. Unos niños juegan en un jardín y graban con la cámara de video la celebración del Día de Independencia norteamericano. Un gran estruendo, la cámara busca el origen. Un bombazo atómico en el corazón de Tejas, y solo es el primero. ¿Los artífices? No importa. Los EEUU están dolidos y se enzarzan en la Tercera Guerra Mundial contra los países sospechosos. El esfuerzo produce una crisis energética sin precedentes, hasta que un buen día un grupo de misteriosos científicos, unos verdaderos freaks, se presentan con un modo de obtener energía a partir del movimiento oceánico. Lo que nadie sabe es que esto provoca una pequeñísima ralentización en el movimiento giratorio de la Tierra, dando lugar a la apertura de brechas en el espacio tiempo con todo lo que ello conlleva. Y el mundo ignoró por completo esta película… ¿nos hemos vuelto locos?

Todo esto no es más que el escenario en el que se mueven los retratos de los que vamos a ser testigos. Historias inconclusas o deliberadamente poco detalladas en algunos casos. Tenemos a un espléndido The Rock que demuestra que no solo sabe dar mamporros. Interpreta a un actor de cine de acción que sufre de amnesia y escribe un guión apocalíptico que poco a poco se irá cumpliendo. Sarah Michelle Gellar, nuestra cazavampiros favorita, es una actriz porno convertida en superestrella que también profetiza el fin del mundo. Sean William Scott (Stifler para los amigos) es un policía de Los Ángeles atormentado con su pasado como combatiente de Irak que encuentra a un misterioso “clon” suyo. Justin Timberlake también luchó en Irak y quedó bastante tocado por ello. Ahora trafica con una droga novedosa a la que por supuesto también está enganchado. Y así como ellos ciento y la madre forman parte de este particular puzzle, carta de amor-odio a Los Ángeles, California, y por extensión a los Estados Unidos.

Al parecer se trata de una de las cintas más abucheadas de la historia del Festival de Cannes, así que eso que tiene a su favor. A destacar dos geniales escenas musicales, la de Justin Timberlake en el recreativo y la de casi todo el reparto en la fiesta del mega-zepellin.

Solo espero que el director Richard Kelly mantenga en su siguiente película los temas tratados en las dos anteriores y además añada un ovni. O el triángulo de las Bermudas.

- Hubo una ruptura en la cuarta dimensión. Una ruptura del espacio y del tiempo, lejos de aquí. En las afueras de Lake Meade. Tal como lo imaginó en su guión. ¿Y qué hicimos cuando descubrimos la ruptura? Lo normal, lanzamos monos a través de ella. Pero solo un humano podría sobrevivir al viaje. El alma de un mono no sobrevive al umbral dimensional.

- Mi historia se desarrolla en un futuro cercano
- Pues los científicos dicen que el futuro va a ser mucho más futurista de lo que se había predicho originalmente.

- No tenga miedo Sr. Santaros. El futuro es tal y como lo ha imaginado. Así es como se acaba el mundo. No con un suspiro, sino con un gran estruendo.

  • VN:R_U [1.8.1_1037]
    Rating: 8.0/10 (3 votes cast)
 

3 Comentarios en Southland Tales »

  1. #1

    May 28 2009

    Cobra - 17:45

    (8/10)

    Una gran película, llena de detalles que se mezclan y remezclan y cuando menos te lo esperas te los lanzan a la cara y te quedas flipando. De situaciones en las que flotas como la canción de Justin a otros en los que te sientes perdido como cuando levita la camioneta o la burócrata quiere que se la trajinen. Una joya en su totalidad. Y todo armonizado por una deliciosa banda sonora y ese culminante “Memory Gospel” de Moby. Ver esta película por primera vez no tiene precio y como tantas veces me encantaría poder lobotomizarme para recrear esas sensaciones. Muy buen post Plissken.

  2. #2

    May 29 2009

    McClane - 16:48

    (8/10)

    Con ese argumento no comprendo como esa peli fue un fracaso. Yo ya estoy deseando verla. Ya os comentaré cuando la vea.

  3. #3

    May 31 2009

    McClane - 21:33

    (8/10)

    Ya por fin la he visto. Gran película, sin duda. Geniales los números musicales y genial The Rock (sus tics son impagables). ¿Llegará alguna vez a España?

 

Deja un comentario

Podrás votar si te Registras y estás Identificado

Notifícame por E-mail de nuevos comentarios.

¡¡Recuerda que no vamos de listos!! »